Call us : +51 941 399 209
Mail us : contacto@fitnesspass.pe

¡Consejos para relajarse!

¡Consejos para relajarse!

¿Por qué relajarse es tan importante?

No hay duda de que el estilo de vida moderno de hoy puede ser estresante. Entre el trabajo, la familia y las obligaciones sociales, puede ser difícil hacer tiempo para uno mismo. Pero es importante encontrar el tiempo.

Relajarte puede ayudar a mantenerte saludable, tanto en cuerpo como en mente; asimismo, ayuda a recuperarte del estrés cotidiano. Afortunadamente, no importa lo ocupado que estés, es fácil aprender a cómo crear tiempo para relajarte y también para relajarte de una mejor manera.

Cuando se trata de estrategias de relajación, ¡Cuánto más fácil, mejor! Si puedes encontrar cinco minutos de tu día para ti, puedes deslizarte fácilmente en una estrategia de relajación simple. A continuación, te mostramos algunas formas fáciles para relajarte:

  1. Exhala: Los ejercicios de respiración son una de las estrategias de relajación más simples y que pueden calmar eficazmente tu cuerpo y mente en cualquier lugar y en cualquier momento. Siéntate o recuéstate en un lugar tranquilo y seguro como en tu cama o en el piso de tu casa y pon una de las manos sobre tu vientre. Inhala contando lentamente hasta tres y luego exhala contando lentamente hasta tres. Siente cómo tu vientre sube y baja mientras inhalas y exhalas. Repite cinco veces, o tanto tiempo como necesites para sentirte relajado.
  2. Libera la tensión física: Cuando nos sentimos estresados ​​mentalmente, a menudo también nos sentimos estresados ​​físicamente. Liberar cualquier tensión física puede ayudar a aliviar el estrés en tu cuerpo y mente. Acuéstate sobre una superficie suave, como tu cama, una alfombra o una estera de yoga. Tensa una parte de tu cuerpo a la vez y luego relaja los músculos lentamente. Al hacer esto, observa cómo cambian las sensaciones de tu cuerpo. Muchas personas comienzan con los músculos de la cara o los dedos de los pies, y luego se abren camino a través de los músculos del cuerpo hasta el extremo opuesto.
  3. Escribe tus pensamientos: Sacar cosas de tu mente escribiéndolas puede ayudar a relajarse. Cuando te sientas estresado, tómate unos minutos para escribir algunas notas breves sobre cómo te sientes o cómo va tu día. Puede hacer esto en un cuaderno o en una aplicación de notas. No te preocupes por ser poético o por deletrear todo correctamente. Solo concéntrate en expresarte para ayudar a liberar algo de tu estrés.
  4. Haz una lista: Hacer una lista de aquello por lo que estás agradecido puede ayudar a que algunas personas se sientan relajadas. Los expertos dicen que cuando estamos estresados, tendemos a centrarnos en las partes negativas de la vida en lugar de las positivas. Pensar en las partes positivas de tu vida y escribirlas puede ayudarte a relajarte. Trata de pensar en tres cosas buenas que te sucedieron hoy y anótalas, incluso si son cosas pequeñas como llegar al trabajo a tiempo o comer un delicioso almuerzo.
  5. Visualiza tu calma . ¿Alguna vez has escuchado la expresión “encuentra tu lugar feliz”? Siéntate en un lugar tranquilo y seguro, como tu dormitorio, y comienza a pensar en un lugar del mundo donde te sienta más tranquilo. Cierra los ojos e imagina todos los detalles vinculados a ese lugar: las vistas, los sonidos, los olores, los gustos y las sensaciones táctiles. Por ejemplo, si piensas en la playa, podrías imaginar olas tranquilas, el sonido de los niños jugando en la arena, el olor a protector solar, el sabor del helado fresco y la sensación de arena arenosa bajo tus pies. Cuanto más te adentres en tu visualización, más podrás relajarte.
  6. Conéctate con la naturaleza . Pasar solo unos minutos en la naturaleza cuando te sientas estresado puede ayudar a relajarte. Cuando te sientas estresado, sal a caminar y da un paseo corto. Pero no es necesario estar en la naturaleza para sentir sus efectos reductores del estrés. Los científicos han descubierto que simplemente mirando imágenes de la naturaleza con vegetación durante cinco minutos en la pantalla de una computadora puede ayudar a calmarte.

La relajación no es solo para adultos: también es importante para niños y adolescentes. Si sientes que tu hijo necesita relajarse, ayúdalo con estos ejercicios. Mejor aún, participa en estos sencillos ejercicios de relajación con tu hijo. Esto puede ayudar a fomentar la autorregulación y el comportamiento relajante en tu hijo.

Beneficios de relajarse

Hay muchos beneficios para mantener el cerebro y el cuerpo relajados. La relajación equilibra los efectos físicos y mentales negativos del estrés que todos experimentamos todos los días.

  • Capacidad de pensar con más claridad y tomar mejores decisiones
  • El poder de resistir mejor los factores estresantes futuros
  • Una perspectiva más positiva de la vida y sus experiencias
  • Un cuerpo más saludable, con una frecuencia respiratoria más lenta, músculos más relajados y presión arterial reducida
  • Un riesgo reducido de ataque cardíaco, enfermedades autoinmunes, trastornos de salud mental y otras enfermedades relacionadas con el estrés

Riesgos de no relajarse lo suficiente

El estrés es parte de la vida diaria. Puede ser algo útil que motive a las personas a actuar e incluso puede salvarle la vida en una situación peligrosa. La mayoría de las tensiones que experimentamos son pequeñas, como quedar atrapado en el tráfico camino a una fiesta o perder un pendiente en el tren para ir al trabajo.

Los mismos instintos útiles de “luchar o huir” que obtenemos de estos pequeños eventos estresantes en nuestra vida pueden ser contraproducentes si no nos tomamos el tiempo para relajarnos. La relajación no solo se siente bien, también es importante para la buena salud.

El estrés del trabajo, la familia, las obligaciones sociales e incluso el ejercicio lo desgastarán con el tiempo si no reserva tiempo para relajarse. Algunos de los efectos negativos de no relajarse lo suficiente incluyen:

  • Frecuentes dolores de cabeza y dolor en todo el cuerpo
  • Problemas para dormir, como insomnio o pesadillas
  • Olvido y confusión
  • Dolor de pecho y problemas cardíacos
  • Aumento o disminución del apetito, a menudo con aumento o pérdida de peso
  • Aislamiento social y soledad
  • Pérdida de interés en la puntualidad y la apariencia
  • Aumento de la irritabilidad y reacción exagerada a pequeñas molestias
  • Bajo rendimiento en el trabajo o en la escuela

Si los ejercicios de relajación no ayudan a reducir tu estrés, debes buscar la ayuda de un profesional de la salud mental. Podrán recomendarte un plan de tratamiento específico que se adapte a tus necesidades.

Si deseas asesoría personalizada para implementar un software de gestión de bienestar en tu empresa puedes contactarnos aquí o al siguiente correo:
kevin.chavez@fitnesspass.pe

Author: Fitness Pass